9 de Julio 122, San Antonio Oeste, Argentina
+54 9 293 446 0311
cddtucasasao@gmail.com

Con una Fe que vence

Iglesia Cristiana Evangélica

LA FE QUE VENCE

Porque todo el que ha nacido de Dios vence al mundo. Esta es la victoria que vence al mundo: nuestra fe. ¿Quién es el que vence al mundo sino el que cree que Jesús es el Hijo de Dios? (1 Juan 5:4-5)

¿Qué es la fe? Ahora bien, la fe es la garantía de lo que se espera, la certeza de lo que no se ve.(Hebreos 11:1)

Dios nos ha dejado suficiente evidencia por escrito y a través de la vida de Jesucristo. Gracias a esa evidencia podemos tener una fe sólida basada en todo lo que nos dice la Biblia. Dios se ha revelado a la humanidad desde el principio y quiere que creamos en su Cristo para tener acceso a la vida eterna.

Lo que significa tener fe en Jesús

Creer es más que saber, Tener fe en Cristo implica confiar, depender, aceptar, involucrarse, entregarse y descansar en Dios. Creer en Jesús significa confiar en que él es el Señor y que es suficiente para ayudarnos, cuidarnos y salvarnos. ¡El creyente en Jesús no necesita tener «ayudantes» o creencias auxiliares! “Jesucristo es el autor y consumador de nuestra fe (Hebreos 12:2)”. De hecho, “en ningún otro hay salvación, porque no hay bajo el cielo otro nombre dado a los hombres mediante el cual podamos ser salvos.(Hechos 4:12)”

Venciendo los enemigos de la fe

  • – La duda– La persona que duda es inconstante, piensa que cree, pero cuando llega la dificultad todo se trastorna (Santiago 1:6 Pero pida con fe, no dudando nada; porque el que duda es semejante a la onda del mar, que es arrastrada por el viento y echada de una parte a otra.). Varias veces Jesús reprendió la duda de sus discípulos (por ejemplo, Pedro hundiéndose en el mar – (Mateo 14:31 Al momento Jesús, extendiendo la mano, asió de él, y le dijo: ¡Hombre de poca fe! ¿Por qué dudaste?). La duda puede ser natural (humana) o diabólica, pero la fe, cuando se apoya en el poder de Dios, es sobrenatural.
  • – La incredulidad– La desconfianza que es momentánea o que rechaza totalmente lo que Dios dice y hace es pecado (Juan 16:8-9 Y cuando él venga, convencerá al mundo de pecado, de justicia y de juicio. De pecado, por cuanto no creen en mí;). La incredulidad casi siempre se asocia con malicia, astucia o indiferencia.
  • – El miedo– El miedo es otro enemigo de la fe. Cuando sentimos miedo, incertidumbre, ansiedad o temor, debemos aferrarnos rápidamente a Dios por fe. Al padre desesperado por la vida de su hija, Jesús le dijo: «¡No temas, cree solamente!» (Marcos 5:36) El miedo nos paraliza y nos deja infructuosos, pero Dios quiere que sigamos adelante, confiados en él siempre! ¡Confía y no temas, porque todo es posible con Dios! (Lucas 1:37 porque nada hay imposible para Dios.). (“Confía en el Señor de todo corazón, y no en tu propia inteligencia. Reconócelo en todos tus caminos, y él allanará tus sendas. Prov. 3:5-6)”

Ejemplos bíblicos de victoriosos por la fe

La confianza en Dios proporciona al creyente una vida victoriosa, frente a las luchas y problemas de este mundo. El Señor es soberano, refugio y fortaleza. Él sostiene a sus hijos en la alegría y en el dolor. Hay ejemplos de fe victoriosa en la Biblia. Vive por fe como:

  • David1 Samuel 17:37 – «El Señor, que me libró de las garras del león y del oso, también me librará del poder de ese filisteo. —Anda, pues —dijo Saúl—, y que el Señor te acompañe.»
  • El centuriónMateo 8:8,10 – «Señor, no merezco que entres bajo mi techo. Pero basta con que digas una sola palabra, y mi siervo quedará sano». (…) «Al oír esto, Jesús se asombró y dijo a quienes lo seguían: Les aseguro que no he encontrado en Israel a nadie que tenga tanta fe.»

Conclusión: ¡Vive por la fe!

Dios nos invita a creer todos los días. “Y si nuestra fe es pequeña, podemos pedir, como lo hicieron los apóstoles de Jesús: «Auméntanos la fe» Lucas 18:8 Os digo que pronto les hará justicia. Pero cuando venga el Hijo del Hombre, ¿hallará fe en la tierra?”. Eliges confiar en Dios o simplemente simpatizar con las promesas que él ha hecho. Pero como todo en la vida, la fe requiere una decisión, un paso que te comprometa por completo. ¡Comprométete a creer en Jesús! ¡Si decidiste creer, mantente firme en la fe en Cristo! Tarde o temprano, tu fe será probada por las circunstancias de la vida, que pondrán a prueba toda tu confianza en el Señor. No temas, no te desanimes, no dudes, ¡cree!

 

cdd tu casa san antonio oeste

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Contenido Protegido !!